Si un día te dijeran que existen diseñadores de zapatos veganos, ¿qué pensarías?

¿Que nos hemos vuelto tan locos como para crear este tipo de calzado? O que por fin se han creado materiales que no necesiten del sufrimiento animal para que nosotros podamos ir a la moda.

Seguramente habrá diversas opiniones al respecto, pero vamos a ahondar un poco en el tema y descubrir realmente qué significa que un zapato sea vegano.

Como todos sabemos, el veganismo es una actitud de vida. Se basa únicamente en el respeto a los animales y el rechazo a consumir (ya sea ingerir, vestir, utilizar…) cualquier producto cuyo proceso de fabricación u obtención ha hecho que un animal sufra. Si ya conocemos lo que es practicar el vegetarismo, donde su principio básico es dejar apartadas de su dieta la carne y el pescado.

En la cultura vegano vamos un poco más allá. A nivel alimenticio podríamos incluir en su restricción: carne, pescado, huevos, miel, lácteos… Mucho más exigentes y rigurosos a la hora de elegir qué comer en el día a día.

En el caso de la moda pasa algo parecido. Muchos materiales que utilizamos en el día a día para vestir lleva un proceso que implica, al igual que pasa con la comida, un sufrimiento animal que muchos, y cada día más, ven innecesario.

Algunos ejemplos son: la piel/cuero, la lana, los pelajes de animales, plumas, seda. Todos estos materiales están en el exterior del zapato o en los forros, incluso en los pegamentos utilizados en la fabricación, procedentes de los animales.

Incluso podemos hablar de productos veganos en el ámbito de los productos de belleza. En este caso, hay una tendencia llamada “cruetly free” donde se utilizan productos que no han sido testados en animales, independientemente de su composición. Estos productos no contienen ingredientes animales, pero sí derivados de ellos como la cera de abeja o la lanolina. Pero sí contiene ingredientes vegetales.

Zapatos veganos de moda

 

Sandalias veganas Birkenstock

 Sandalias veganas Birkenstock

Al igual que en una dieta alimenticia, el grado de veganismo que cada uno aplica en sus looks es totalmente libre. Cierto es que a pesar de que a priori parezca algo muy complicado de cumplir, el hecho de no comer ningún alimento que venga de origen animal, en cuanto al calzado es mucho más difícil. Si que es cierto que cuando una persona decide llevar este tipo de dieta intenta ser lo más estricta posible pero a la hora de encontrar un producto que no sea de origen animal es más complicado.

Zapatos veganos Mireia Playa

Blog El Mundo de Mireia Playà

Y entonces, te preguntarás, ¿qué tipo de materiales se utilizan para fabricar calzado vegano?

Hemos avanzado muchísimo en tecnología capaz de crear materiales que cada día nos sorprenden más. Existen todo tipo de componentes que han hecho al calzado mejorar la experiencia del cliente al utilizarlos. Por ejemplo, ya tenemos zapatos transpirables, antibacterianos, que no destiñen y que además tienen una estética y prestaciones muy parecidas a las de la piel. Y aquí está la cuestión, hay que empezar a utilizarlos.

Existe una diseñadora de zapatos veganos que igual muchos no conocíais. Ella es Mireia Playà y utiliza diferentes tipos de materiales que como los llama ella, son “alternativos a la piel”.

En su caso utiliza:

- Tejidos tipo “canvas” (hechos de poliéster, algodón, poliamida…) recubiertos de polímeros acabados de formas diferentes para conseguir apariencias diversas (incluida la apariencia de la piel). Son materiales muy transpirables y perfectos para sustituirlos por unos nuestros.

- Las Microfibras, que se realizan mezclando fibras microscópicas a altas presiones (un proceso similar al que se utiliza para hacer fieltro) y que posteriormente se acaban de forma diferente, como los tejidos canvas, para obtener diferentes aspectos. Estos materiales son transpirables y antimicrobianos y no llevan los químicos que la piel tiene debido a los procesos de curtición.

Pero existen muchos más. Podemos usar materiales sintéticos sustitutos del cuero o prendas alternativas que sean hechas de algodón o lona. Incluso se ven por ahí nuevas tecnologías que crean sustitutos de cuero a partir de la piña u hongos.

 

 

¿Interesante verdad? Pues mirad la cantidad de materiales que se pueden utilizar para este tipo de calzado vegano:

- Lana de la trashumancia: La trashumancia es una técnica de pastoreo en el que se recorren con los animales varios km. No es que estemos hablando de maltrato por lo que entendemos de esa palabra y la relacionamos con los toros. Sino que a raíz de esta técnica donde se extrae la lana de las ovejas merinas, luego este material se deja abandonado por el campo y muchas empresas están empezando a utilizarlo para tejer calzado.

- Corcho: lo increíble de este material es el buen aislamiento térmico que posee, ejerciendo como barrera térmica entre el suelo y el interior del zapato. El corcho ecológico es, además, un material muy flexible y además favorece la transpiración del pie, evitando así malos olores en el propio zapato.

- Caucho: Aunque nos venga a la mente la fabricación de neumáticos, también se emplea en el material de las suelas de los zapatos.

- Bambú: está claro que no solo sirve para el oso panda se alimente. Por ejemplo este material es muy utilizado para forrar los zapatos. El forro es el elemento olvidado del zapato hasta la fecha en el proceso de producción del calzado. La fibra de bambú posee un poder bactericida e hipoalergénico que favorece la eliminación del hongo que produce el mal olor del pie, siendo lo más interesante que el tejido absorbe en segundos la sudoración propiciada por nuestros pies. Y además, necesita muy poca agua para desarrollarse.

- Posos de café. ¿Os sorprende? Los posos de café son un elemento reciclado para crear tejidos, tanto para ropa como para calzado. El proceso de elaboración es cuanto menos curioso: primero, los posos se recogen en las diversas cadenas de cafeterías. El polvo usado, tras recogerlo, se encuentra aún humedecido, por lo que se obligatorio secarlo. Se extrae este aceite húmedo, y el fondo del café se muele hasta que queda convertido en polvo. Luego se transforma en gránulos que salen de su mezclado con polímeros de poliéster también reciclado. Y por último, se crea el hilo para tejer.

 Zapatos veganos Sixtyseven

Sandalias veganas Sixtysven

Y muchos materiales más que solo con el nombre ya nos sorprenden pero que si escucháramos su proceso de elaboración, como la de los posos de café nos quedaríamos perplejos.

Pero toda esta moda que tiene mucho tirón sobre todo en Estados Unidos, también tiene su conotación negativa.

Aunque por supuesto que esta industria crece, y cada día más. Os diremos algún dato: “Las llamadas marcas sostenibles crecieron en España un 7% durante 2013 en comparación con el año anterior”. Según el último informe el mercado de las marcas sostenibles en España elaborado conjuntamente por la Universidad Pontificia Comillas y la consultora de estudios de mercado Nielsen.

Pero costará un tiempo que estas marcas se consoliden en España tanto como para crear una nueva forma de fabricar materiales de zapatos. Por ahora, como hemos podido observar, se mantienen muy justitas en el mercado.

Una de las cosas buenas que tiene que cada vez más marcas crean en este material y quieran especializarse más es que este mercado va a crecer. ¿Y qué significa eso? Que los materiales también se reinventan. Sea bien para experimentar con nuevos materiales, o para adaptarse a los valores de los nuevos consumidores, pero se reinventan. Y la piel, como es de esperar, es una de las principales afectadas.

Pero me gustaría ahondar un poco más en el tema, y ser más críticos a la hora de hablar de este calzado:

 

Vamos a ver los pros y contras de esta nueva prenda, los zapatos veganos:

VENTAJAS   

Más seguros para el medioambiente

La piel sintética se usa mucho para este tipo de calzado y atendiendo a las necesidades de aquellas personas preocupadas por el bienestar de las vacas y otros animales.

Son duraderos

Como hemos dicho, están fabricados con piel sintética, la cual está diseñada para aguantar las condiciones del clima y el desgaste de caminar y correr a través de un periodo largo de tiempo. Son también más resistentes al agua que la piel de verdad, la cual se mancha y sufre daños al exponerla a la lluvia o nieve, o simplemente al paso del tiempo.

Económicos

Sobre todo porque los zapatos que están hechos de piel siempre son más caros que los que se fabrican con piel sintética. Requiere más cuidado y por lo tanto su precio aumenta.

Zapatos veganos mujer

 

DESVENTAJAS

A veces mienten. Muchas veces las marcas juegan con nosotros. Hay que tener cuidado de cuáles sí que de verdad utilizan materiales fuera de las pieles de animales, o cualquier tipo de material que dañe a algún animal. O en el caso de ser así, de utilizar pieles sintéticas, hay que tener cuidado con la forma de tratar este material. El hecho de utilizar una alternativa a la piel no garantiza la sostenibilidad ni una producción ética, y significa un desafío futuro más para la industria de la moda.

Por ejemplo, hay algunas marcas que utilizan zapatos de piel producidas de manera sostenible que no están tratadas con cromo, un químico que se usa en la curtación de la piel y que tiene fama de ser tóxico. Y esto pone en duda si todavía estamos preparados o no para afrontar esta nueva moda que es cuanto menos futurista y que puede estar más lejos de la perfección de lo que pensamos.

Además, este tipo de calzado avanza muy despacio. Si en algún sitio leéis que cada vez más la gente compra zapatos que a la vez que ayudan a tus pies ayudan al medioambiente, no te están mintiendo. Pero esta nueva forma de entender la industria de la moda camina muy muy despacio.

 

Zapatos veganos Sixtyseven, Birkenstock, Natural World

Después de conocer toda la historia de los zapatos veganos, sus materiales, fabricación, ventajas, desventajas; toca descubrir que zapatos veganos podemos lucir en nuestros pies este verano.

Junto a las sandalias Birkenstock, tan famosas y de moda cada verano, las zapatillas Natural World es otro de las zapatillas veganas más conocidas del mercado. Este calzado ecológico, además de no utilizar materiales procedentes de animales, tampoco usa sustancias nocivas.

Zapatillas veganas Natural World

Zapatillas algodón natural ecológico Natural World

 

Las zapatillas Natural World, incluso en el proceso de fabricación, utilizan un Sistema de Vulcanizado, que consiste en unir el algodón con el caucho mediante calor. De esta forma no se usan pegamos ni adhesivos químicos, ni procedentes de animales.

 

Otra de las marcas de zapatos veganos con la que nos vamos a encontrar este verano es Sixtyseven. Esta firma 'made in Spain', además de no usar materiales procedentes de origen animal, sigue las últimas tendencias en moda, como podemos ver en las sandalias de pala, sandalias con plataforma y sandalias ugly shoes.

Sandalias veganas Sixtyseven

Sandalias pala Sixtyseven veganas

 

Los diseños tan de moda nos encantan, como las sandalias de pala con plumas o con flores.

Sandalias veganas Sixtyseven

Sandalias pala flores veganas Sixtyseven

 

Una colección ideal para llevar este verano, cómodamente y a la última.

Descubre todos los modelos de sandalias Sixtyseven en la tienda online Think in Shoes y elige tu favorita de toda la colección.

Sandalias cuña veganas Sixtyseven

Sandalias con cuña veganas Sixtyseven